martes, 19 de septiembre de 2017

NUESTRO CUADRO DE RUTINAS PARA EVITAR CONFLICTOS Y FACILITAR EL ORDEN DIARIO




Hace unas semanas, después de nuestra mudanza, nos planteamos poner más atención al ritmo diario y a las rutinas. En verano los ritmos se descontrolan, al menos en nuestra casa. El peque se acostaba cuando le venía el sueño, que podía ser a las 21.00 h ó a las 23.00 h. Tampoco tenía una hora fija para levantarse. Los días iban fluyendo sin unas rutinas concretas. Simplemente nos dejábamos llevar por lo que nos iba apeteciendo y por las necesidades de cada situación. Vamos, lo que es un verano de manual con niños.


La falta de rutinas se nota a nivel de orden psíquico. Hay más descontrol, más conflictos con las transiciones de una actividad a otra, e incluso más irritabilidad en ciertos momentos. El rato de "no siesta" era crítico en nuestra casa. Yo procuraba siempre "inventar" algo muy llamativo, pero, muchas veces, era inevitable que la energía acabara desbordándose y yo frustrándome y culpabilizándome por no haber salido a la naturaleza a las 3 de la tarde en pleno verano con 35 grados a la sombra.
Si me sigues en instagram habrás visto en nuestros stories que en las horas de calor tórrido nos dedicábamos a hacer experimentos científicos caseros, a cocinar... El peque hacía también muchas actividades de las de mancharlo todo (de esas que suelen gustar mucho a los niños y poco a los padres).  Muchos días se nos pasaban manchando, limpiando y vuelta a empezar.




La falta de orden diario aleja al niño de su centro y equilibrio psíquico. Muy probablemente, en algunos niños esto apenas se notará, pero cuando tienes un niño de alta demanda cualquier agente externo cambiante supone que la energía se descontrole y acabe desbordándose en diferentes formatos; desorden en casa, movimiento exagerado sin propósito inteligente, irritabilidad o rabietas.

El comienzo de la escuela ha sido la excusa perfecta para retomar las rutinas y el orden diario. Ya te hablé de la importancia de las rutinas en Montessori aquí.

Los días previos al comienzo de la escuela fuimos haciendo una adaptación progresiva de horarios. El comienzo del cole ha marcado una rutina semanal. Realmente, cuando tienes un hábito rutinario integrado ves que el niño gana en confianza y seguridad, recupera su orden interno y se siente más centrado en la realidad del día a día.

NUESTRO CUADRO DE RUTINAS


En casa hemos integrado una nueva herramienta que me apetecía mucho mostrarte porque nos está resultando muy útil.



Se trata de un cuadro de rutinas. Es una herramienta que facilita muchísimo las transiciones. Le proporciona mucha autonomía y nos está evitando bastantes conflictos.



Este es nuestro cuadro de rutinas. Es de la marca Akros y lo puedes encontrar de venta en la tienda BONICOS. Puedes verlo pinchando aquí.
Es un estuche súper práctico que viene con un desplegable de tela que se puede transportar a cualquier parte porque dobladito no ocupa nada de nada.

El cuadro de rutinas incluye: 

-Todas las horas del día representadas en formato analógico
-Todas las horas del día representadas en formato digital
-Imágenes realistas con todo tipo de rutinas diarias

Llevaba un montón de tiempo pensando en hacer algo así casero, pero ciertamente, no veía el momento de ponerme a hacer fotos de todas las rutinas, imprimirlas, pensar una solución para quitar y poner las fotos fácilmente al alcance del niño... Cuando encontré este cuadro de rutinas se me iluminaron los ojos. ¡Wuala! ¡Existe algo así y ya está hecho!


¿CÓMO PUSIMOS EN MARCHA EL CUADRO DE RUTINAS?


El cuadro de rutinas lo elaboramos juntos. Creo que esto es lo ideal para que el niño sienta que ha elaborado esa herramienta él mismo y que tenga interés por utilizarla. Nosotros fuimos pensando cómo es nuestra rutina diaria y la hemos ido plasmando con las imágenes que integra el cuadro de rutinas. El peque colaboró eligiendo un lugar accesible para colgarlo, despegando las imágenes de sus plantillas, ordenando las tarjetas...




¿CÓMO NOS AYUDA EL CUADRO DE RUTINA A EVITAR CONFLICTOS?


-Cuando el peque se pone remolón, por ejemplo para vestirse, y se echa el tiempo encima le invitamos a visitar el cuadro de rutinas para que vea qué viene después y porqué es necesario que se vista.

-Cuando el peque deambula por la casa sin nada que hacer le invitamos al cuadro de rutinas para ubicarse y encontrar un trabajo que canalice su energía.

-Cuando no quiere cambiar de actividad le invitamos a que vea el cuadro de rutinas para que recuerde qué viene después.

-Es una herramienta genial para que visualice con anticipación que el tiempo disponible, por ejemplo, en la naturaleza, es limitado ya que después vienen otras tareas.




¿CÓMO HEMOS ADAPTADO EL CUADRO DE RUTINAS?


He echado en falta, por ejemplo, que viniesen varias imágenes de lavarse los dientes, pero he pensado en hacer una fotocopia en color. Sí que hay varias imágenes de comida, juego, naturaleza, ¡Incluso fotos de niños haciendo experimentos científicos! (nos han dado en el clavo).



Para nosotros las rutinas no suponen unos horarios estrictos, sí un orden de secuencias. Sólo procuramos mantener un horario más o menos con la hora de levantarse y acostarse. Por eso no usamos el cuadro con las horas, tal y como está pensado, si no que hemos aprovechado para detallar más los pasos del día a día, poniendo en la columna de la izquierda las rutinas de la mañana y en la columna de la derecha las rutinas de la tarde.



En la parte baja del cuadro dejamos las tarjetas de repuesto con otras tareas. Si un día vamos a hacer otras tareas puntuales diferentes a las plasmadas en el cuadro se lo comentamos y él mismo puede cambiarlas al principio del día.



No obstante, aunque no utilicemos ahora mismo las horas, me parece práctico de cara al futuro. Cuando el niño aprenda a mirar el reloj y a entender las horas podremos marcar, por ejemplo, si hay un acontecimiento a una hora concreta o hay algo que hacer en un horario determinado.

Para nosotros está siendo una herramienta muy práctica. El cuadro de rutinas lo revisamos en nuestras reuniones semanales y si hay rutinas que se deben cambiar o cosas que vemos que no funcionan en un orden concreto las modificamos. Por ejemplo, en verano el peque se duchaba por las mañanas. El otro día decidimos cambiar el momento ducha a la tarde/noche porque las mañanas se complicaban demasiado. Visualmente a él le es muy fácil con el cuadro de rutinas plasmar el cambio. Dicen que nuestra mente necesita poner imagen a todo lo que recibe. De esta forma él integra el cambio visualmente, le permite adaptarse a él más fácilmente y mantener su orden mental.



TARJETAS DE SECUENCIAS RUTINARIAS


También estamos utilizando estas tarjetas Akros realistas de secuencias rutinarias. Para ayudarle a integrar los pasos de ciertos momentos del día que pueden ser más complicadillos por cansancio, por prisas, porque a veces lo olvida...

-Recoger sus juguetes
-Las mañanas 
-El momento de ir al cole
-Poner la mesa, comer y recoger
-El momento de irse a la cama





Es un material muy Montessori pues las tarjetas incorporan su propio control de error por lo que el niño puede trabajar con el material con autonomía. Me encanta ver como las ordena y va diciendo todos los pasos en alto. Estas tarjetas son también de la tienda online Bonicos. Puedes verlas aquí

¡OJO! QUE NADIE ESPERE MILAGROS


No es que estos materiales sean un milagro para eliminar cualquier tipo de conflicto con el día a día con niños, ni mucho menos, no puedes ni debes esperar que sean herramientas mágicas. Lo cierto es que sí son herramientas manipulativas sencillas con las que los niños puede trabajar para visualizar las rutinas del día a día y facilitarles el orden. Son herramientas para que ellos sientan que también construyen su día a día, para que tengan seguridad y más autonomía sobre lo que viene después, para que podamos establecer con ellos relaciones más horizontales y respetuosas.
Un recurso más para educar desde el respeto, la firmeza y el cariño.  Es fácil caer en las órdenes indiscriminadas y las prisas sin explicación que el niño rechaza  y que está sobradamente comprobado que no funcionan porque todas las madres se aburren de decir las mismas frases día tras día "¡Date prisa! ¡No te digo más veces que nos tenemos que ir! ¡Como no te vistas no vamos! ¡Rápido, peinate!" 





En Montessori el orden es primordial. Muchas veces cuando hablamos de orden enseguida pensamos en el orden físico, pero el orden emocional y el orden diario es fundamental para mantener al niño conectado con la realidad, para encontrar su equilibrio y construir su mente lógica y su orden mental.


¿Qué te ha parecido nuestro cuadro de rutinas? ¿Qué herramientas utilizas tu para ayudarte con el orden del día a día?


SI TE HA GUSTADO EL POST
COMPÁRTELO



Si quieres saber más sobre el día a día con mi peque puedes seguirme en facebook e instagram donde compartimos nuestros momentos diarios, lo que nos inspira y también algunos vídeos.

Además, estamos en twitter, pinterest y youtube



5 comentarios:

  1. Muchas gracias Marta! me viene genial, porque ayer mismo le comenté a mi hija que íbamos a hacer algo así para que fueran más conscientes de las rutinas. Yo tenía pensado marcar de alguna manera las que van cumpliendo, ¿vosotros hacéis algo así o por tu experiencia te parece que no es necesario?
    Un beso enorme, y gracias de nuevo por tus consejos.

    ResponderEliminar
  2. Genial! Yo le hice a mi hijo algo similar, una tabla grande de cartón a doble cara, una parte para la mañana y la otra para la tarde-noche. Con fotos plastificadas de quita y pon (pegando bluetack a la foto, es una especie de chicle que sustituye al velcro)
    Arriba pusimos el día de la semana y abajo en diferentes ventanitas separadas por flechas las rutinas. Las imágenes las saqué de FUMIRA. Buscando en google salen y son muy muy bonitas. Las recomiendo!

    ResponderEliminar
  3. https://es.pinterest.com/vidaniela/im%C3%A1genes-fumira/?lp=true

    ResponderEliminar
  4. Sí que me parece interesante! Igual lo pongo en prácrica cuando finiquitemos nosotros nuestra mudanza... Gracias!

    Feliz día!!

    ResponderEliminar

Blogging tips