martes, 20 de diciembre de 2016

RITMO DIARIO. Herramientas para niños conscientes.




Hoy quiero darte herramientas para que los niños sean más conscientes del ritmo diario. Del día a día, de sus rutinas, de lo que va a suceder hoy, de lo que sucederá mañana  de lo que sucedió ayer. Del ritmo de su vida, en definitiva.

Este es el segundo post de la serie "Herramientas para niños conscientes". Con esta serie pretendo darte algunas ideas y herramientas prácticas que nosotros utilizamos en casa  para tratar de hacer al peque más consciente de sí mismo, del ritmo diario, anual y de lo material que le rodea.



Si quieres empezar repasando la serie  puedes empezar leyendo:





RITMO DIARIO. HERRAMIENTAS PARA NIÑOS CONSCIENTES


A medida que ha ido pasando el tiempo, en casa nos hemos dado cuenta de la importancia de que el peque sea consciente del ritmo del día a día, de los cambios que suceden a lo largo del día, incluso del día en que vive. Hemos observado que ser consciente del ritmo diario le aporta confianza y seguridad en sí mismo. Saber qué va a pasar y cuándo va a pasar le da autonomía, información y motivación. Cuando el niño se siente partícipe del día a día y comprende los cambios que suceden a su alrededor se motiva y se reafirma.
Estas son algunas herramientas prácticas que utilizamos en casa para hacerlo más consciente del ritmo diario:


LOS CAMBIOS DEL TIEMPO:
Una de las cosas que siempre hacemos cuando nos levantamos es abrir bien las persianas y mirar al exterior. Es una forma de recibir al nuevo día. En verano incluso desayunamos en nuestra pequeña terracita muchos días.
Me gusta que el peque aprecie el azul del cielo, o la belleza de la lluvia. Que se fije en los pequeños detalles (que son los que dan la gran felicidad).
En ese momento o cuando salimos a la calle siempre suelo preguntarle cómo ve el cielo, si tiene frío o calor, si encuentra alguna nube, si ve brillar el sol. Me llena de energía ver cómo se siente feliz observando la belleza del azul del cielo, encontrando formas en las nubes...
En casa, desde hace poquito, tenemos una cesta de mimbre en una banqueta, junto a la nevera y allí reflejamos lo que vemos cada día y el tiempo que observamos; Nublado, sol y nubes, lluvia, tormenta, nieve... Es una forma de que el niño exprese rápidamente lo que ha observado en el exterior. Esta estación meteorológica de madera imantada, por cierto, (al igual que las caritas de las emociones que te enseñé en el anterior post de la serie) es de la tienda Babycaprichos









LOS CAMBIOS DE LA LUNA:
La Luna es taaaan mágica para los niños. No puedo evitar sonreír al recordar una anécdota que ocurrió hace unos días. Veníamos de las afueras de la ciudad y ya se había hecho de noche. Ese día había una gran luna llena que el peque iba viendo desde la ventanilla del coche. Por el camino le venció y el sueño. Cuando llegamos a la zona de casa y bajó del coche miró al cielo y dijo entusiasmado "¡Mirá mamá la luna nos ha acompañado hasta casa!" Los niños nos dan momentos tan especiales cada día...
Los cambios de la Luna son geniales para que los niños sean más conscientes del paso de los días y del ritmo cíclico de la vida. No podemos ver la Luna cada día, porque los edificios la tapan. Cuando tenemos la oportunidad de hacerlo siempre la observamos y nos paramos a comentar como está "¡Hoy está creciente! ¡Hoy hay Luna Nueva! ¡Luna llena! Le falta poquito... " El peque se alegra muchísimo siempre que la ve "¡Hola Lunaaa!"
Tener algún libro en casa sobre la luna y trabajar son sus fases nos ha ayudado mucho.


Los libros que te muestro son:

A qué sabe la luna.Editorial kalandraka. Puedes comprarlo pinchando aquí

Luna. Editorial Edebé. Puedes comprarlo pinchando aquí


Además, si tu tienes la suerte de no tener edificios delante un telescopio será un gran regalo para estas Navidades.
Puedes ver algunas ideas para trabajar sobre la Luna en casa con peques aquí





RUTINAS:
Ya te he hablado en el blog sobre la importancia de las rutinas para los peques. Puedes leerlo aquí.
Las rutinas les facilitan las transiciones, y les hacen más conscientes del ritmo diario. Que sea partidaria de las rutinas no quiere decir que sea partidaria  de tener horarios rígidos. Si no de que en el día haya un cierto orden para que el niño sea consciente de lo que viene después. "Si tengo claro que después del parque siempre llego a casa y me lavo las manos no necesitaré que mamá me lo recuerde para hacerlo yo solito".



TRADICIONES FAMILIARES COTIDIANAS:
En casa tenemos nuestros rituales para ir marcando de alguna manera el ritmo semanal. Por ejemplo:

Los Viernes siempre solemos cocinar juntos pizza casera. No es que al peque le entusiasme la pizza, pero sí que le entusiasma cocinarla y nos funciona muy bien para marcar el comienzo del fin de semana.
Los Jueves siempre solemos ir a la biblioteca por la tarde. Pasamos allí una horita leyendo cuentos juntos.
Los Domingos si estamos en casa (ahora viajamos mucho y es más difícil) tratamos de preparar un desayuno un poco más especial



NUESTRO CALENDARIO ARTESANAL:
Una de las cosas que más le han ayudado al peque es trabajar con su calendario manipulativo. (Puedes ver cómo lo usamos en casa aquí) Lo fabriqué para él por su segundo cumpleaños y luego me animé a fabricarlo sobre pedido para otras familias. Ahora se comercializan más calendarios, pero hace un año y medio no había más opción que el calendario de Grimm`s que me parecía demasiado caro y demasiado complejo para que el peque lo comprendiera con ese sistema de colores (que es precioso por cierto, pero se me hace algo difícil de recordar para un niño pequeño).
Mi reto era crear un calendario circular, con elementos naturales, que fuese visual e intuitivo, y sobre todo que el sistema fuese sencillo para el manejo de un peque de dos añitos. Después de casi un año y medio de pruebas puedo decir que creo que lo conseguí.
Es una rutina que tenemos muy marcada, para interiorizar el paso de los días y comprender el ritmo diario, semanal, mensual y anual.
Nada más levantarse el peque pone el día y se lo nombramos. ¡Cuando se le olvida se echa las manos a la cabeza! "¡Mami no hemos puesto el día!" El peque sabe cómo transcurre la semana por el número de anillas que ha puesto y el número de anillas que le quedan en el cuenco. Lo mismo ocurre con las semanas del mes.



VER EL ATARDECER O EL AMANECER:
Esto no lo hacemos todos los días (y es una pena), pero si la caída del sol nos pilla en un lugar apropiado procuramos deternos siempre a observar cómo se esconde el sol. Estos momentos son mágicos y merece la pena pararnos diez minutos y ralentizar para disfrutar de ellos siempre que tengamos oportunidad. ¡Los colores anaranjados, rosáceos, violetas y azulados del cielo son un espectaculo efímero impagable!. Es cierto que no todos los días es posible ver atardeceres (por desgracia) pero hay muchos días que sí lo es; fines de semana, puentes, vacaciones, días de diario que nos pillan en lugares apropiados para disfrutarlos... Y tampoco nos paramos con frecuencia a observar algo así. Creo que es de las cosas que más feliz me hacen: Un atardecer y mi familia.



Recuerdo con cariño que cuando eramos pequeñas mi hermana y yo pasábamos con mis primos siempre unos días de verano en el caserío del pueblo de mis abuelos. Una de las cosas que más me gusta recordar es cuando nos levantábamos antes de que amaneciese y nos íbamos con las bicis a la era a ver salir el sol... Si cierro los ojos todavía esas imágenes me transmiten felicidad ¡La vida son estos instantes!






Muy prontito publicaré las siguientes entregas de la serie Herramientas para niños conscientes. Los próximos serán:


  • RITMO ANUAL
  • ABUNDANCIA MATERIAL

¿Qué te han parecido estas herramientas para que los niños sean más conscientes del ritmo diario? ¿Qué herramientas utilizáis vosotros en casa?



SI TE HA GUSTADO EL POST
COMPÁRTELO 
POR FA


Si quieres saber más sobre el día a día con mi peque puedes seguirme en facebook e instagram donde compartimos nuestros momentos diarios, lo que nos inspira y también algunos vídeos.

Además, estamos en twitter, pinterest y youtube

3 comentarios:

  1. Muy interesante! Me han gustado mucho algunas ideas que nos has dado,y además me parecen muy fáciles de incluir en el día a día y qué pueden ayudar mucho :)

    Aquí me quedo a leer las próximas entregas!

    Feliz día!

    ResponderEliminar
  2. Muchas gracias. La sencillez de las cosas que nos rodean y que pasamos por alto, sin embargo ellos todavía tienen la gran capacidad de disfrutarlas. Me apunto a sentirlo yo también. Buen día!

    ResponderEliminar
  3. Esta Genial. Yo he comprobado que desde que le hice un Horario semanal él se levanta más tranquilo, y ahora en el cole ha aprendido los días de la semana y ya sabe lo que le toca cada día.

    ResponderEliminar

Blogging tips